Sala Capitular

La Sala Capitular, antigua sala de de reunión del Cabildo Catedral, se accede a través del claustro. Actualmente se puede visitar en el recorrido turístico. En sus paredes cuelga la serie de tapices sobre la Reina Zenobia de Palmira. Se trata de la serie mejor conservada y de más relevancia de las cuatro que alberga el templo. Está formada por once paños tejidos en Bruselas por Geeraert Peemans y que narran la vida de la reina Zenobia y el emperador Aureliano. En siete de estos tapices se puede ver la firma BB, que indica su procedencia del taller de Bruselas, y cuyas obras también son visibles en los tapices de “Los Hechos de los Apóstoles”, en el Museo Arqueológico Nacional, o la serie de “Julio César”, en la Diputación de Madrid.

En el conjutno de la Sala Capitular sobresale por su decoración el artesonado de fines del siglo XVI, en blanco y oro, obra del maestro carpintero Francisco López. En la entrada, el tallista José Ortega fue el encargado de realizar el retablo de estilo barroco clasicista presidido por una imagen de la Virgen de la Concepción, obra del escultor José Esteve. 

Al fondo de la sala, bajo un dosel, se sitúa la imagen de un Cristo del siglo XVII, situado anteriormente en la Capilla de la Concepción.